logo

No me senté en la asamblea de los que se divierten, ni me regocijé.
A causa de tu mano, solitario me senté,
porque de indignación me llenaste. (Jeremías 15.17)

Él águila suele verse sólo por las alturas desplegando su grandeza pero particularmente sólo, su naturaleza, su visión le hace elevarse donde otras aves ni siquiera asoman. Hay un tipo de soledad que inevitablemente sufrirás porque lo que hay depositado en ti te hace diferente a la mayoría. Y esa visión que te da la fuerza te elevará tan alto que aquellos que no posean lo mismo que tú te dejarán sólo inevitablemente. Sufrirás la soledad porque tus pretensiones son altas, pero Bendita Soledad!!! Ella demuestra que tu destino es diferente y que llegarás adonde otros no llegarán jamás!!!

ERICA ALI

Leave a comment